Bajo el chipset de AMD B350, probamos el modelo ROG STRIX B350-F GAMING que soporta varias prestaciones tales como el conector NVMe M.2, USB 3.1, gigabit LAN, AURA Sync RGB y hasta 64GB de memoria DDR4.

Con la placa base ROG Strix B350-F Gaming ASUS propone una interesante estética con un nivel de rendimiento rendimiento elevado con varias características impulsando la solución de audio para una mejor experiencia tanto en juegos como entretenimiento general.  Su presentación es atrayente con accesorios que complementan a la perfección dado que contamos con una placa de E/S, cuatro cables SATA III, un paquete de tornillos para el conector M.2, un sticker ROG, etiquetas 10-in-1 ROG (para cables), precintos, , un cable de extensión para RGB strips (80 cm), manual de usuario y un ROG coaster (sí, el redondo).

ASUS ROG STRIX B350-F GAMING

Presenta el formato ATX de (30.5 cm x 24.4 cm) con un diseño elegante y una disipación fina que abarca las zonas más calientes del PCB. Sin dudas lleva el sello de ROG Strix y apunta a usuarios que desean disfrutar de una plataforma competitiva sin gastar demasiado.

Contiene el socket AM4 de AMD que soporta incluso los procesadores Ryzen de segunda generación, incluyendo los Ryzen con gráficos Radeon Vega Graphics. También acepta los procesadores A-series (de séptima generación) y Athlon X4. Es importante tomar nota que soporta CPUs con proceso de fabricación de 14 nm y hasta 8 núcleos.

Dispone de un conector extra de alimentación PCIe de 8-pin para generar la energía suficiente para elevar el rendimiento del CPU al máximo posible. El sistema de anclaje clásico de AMD para sus coolers se puede remover para añadir cualquier otro mucho más eficiente.

Se suman cuatro ranuras de memoria DDR4 en dual-channel soportando velocidades de hasta 3200 MHz y una capacidad máxima de 64GB.

El chipset AMD B350 tiene un buen disipador pasivo que cubre gran parte de la zona del mismo cumpliendo una correcta función al proporcionar las temperaturas adecuadas de trabajo.Toma control de los cuatro puertos SATA III de 6.0 Gb/s, del socket M.2 soportando módulos M Key del tipo 2242/2260/2280 M.2 SATA3 6.0 Gb/s y M.2 PCI Express hasta Gen3 4x (32 Gb/s).

Respecto a sus ranuras de expansión, dispone de un PCIe 3.0 de 16x (a 16x), otro PCIe 3.0 de 16x (a 8x), ambos reforzados en acero, y finalmente otro PCIe pero 2.0 de 16x (a 4x). Se completan con tres PCIe 3.0 de 1x, por lo cual resulta en este sentido una solución completa, más si tomamos en cuenta que soporta AMD 3-Way CrossFireX (3 tarjetas de video en simultáneo).

En cuanto al audio ASUS propone una opción interesante al incluir en la placa base su La tecnología SupremeFX que brinda una relación de señal / ruido de 113dB en la conexión de entrada con la funcionalidad de conseguir la mejor calidad posible, empleando el códec SupremeFX S1220A de ASUS, con amplificadores Texas Instruments RC4580 y OPA1688 para bajar la distorsión. El audio se encuentra totalmente aislado del resto de los componentes del PCB para evitar así interferencias (la línea led se delimita claramente).

Finalmente su panel panel trasero es digno de una plataforma ROG ya que ofrece dos salidas de video: Display Port y HDMI. También se integran dos puertos USB 2.0, cuatro puertos USB 3.1 Gen1, dos USB 3.1 Gen 2 Type-A, un puerto gigabit LAN y cinco audio jacks más un S/PDIF óptico.

ASUS destaca su solución LAN utilizando al controlador de Intel Ethernet I211-AT, ideal para jugar de forma fluida y rápida al reducir la sobrecarga del CPU y ofrecer la tecnología ROG GameFirst.

Bios

Con su estética gamer, la plataforma presenta el UEFI Bios con una interfaz bien pulida, intuitiva y estable con gran cantidad de opciones para exprimir la arquitectura de los procesadores de AMD, incluida la segunda generación Ryzen.

Contiene la interfaz EZ Mode, todas las opciones en una sola pantalla o por supuesto el modo avanzado para usuarios entendidos que buscan mayor control del hardware.

Podemos también monitorear temperaturas y voltajes, guardar perfiles, realizar manipulaciones de las opciones de PCU y memorias, activar el perfil XMP para las memorias DDR4 y mucho más. Incluso permite actualizar el Bios directamente desde  la solapa de herramientas, siempre y cuando la conexión de red sea via LAN.

Plataforma de pruebas

  • AMD Ryzen 5 2600X
  • Cooler AMD Stock
  • G.Skill DDR4 3000 16GB Kit
  • Nvidia GeForce GTX 1070
  • Kingston SSD HyperX 240GB.
  • Sistema operativo: Windows 10 Pro
  • Fuente Cougar VTX 700W

Para mayor información visita el sitio oficial de ASUS.

Información y software

En esta oportunidad para probar la plataforma que mejor que un Ryzen 5 2600X (desbloqueado) que presenta seis núcleos físicos (12 hilos en total) para el socket AM4 (1331) revelando una velocidad de 4.0 GHz, mientras que las memorias trabajan a  a su frecuencia básica de 3200 MHz sin problemas en modo Dual-Channel.

También el chipset AMD B350 hace su aparición correspondiente, no podemos dejarlo de lado ya que es la estrella del producto en cuestión.

ASUS acompaña con varios programas propios que podemos instalar en el sistema operativo y configurar o monitorear desde allí todos los elementos disponibles que conforman la PC. Si deseamos aplicar un poco de overclock, lo podemos hacer tranquilamente especialmente con la aplicación Dual intelligent Processor 5 (que tiene sus propios modos automáticos de performance).

Como hemos dicho, esta placa base dispone de una interesante solución de audio con una interfaz atractiva y con el tono Gamer que lo caracteriza. Podemos configurar todas las bondades que el chipset tiene para ofrecer.

Un poco de RGB

Por supuesto, hoy en día, si hablamos de Gaming, las luces no pueden faltar. Descargamos el programa Aura para manipular esta tecnología agregando diferentes tipos de efectos de iluminación y colores, donde básicamente se ubican en los laterales del disipador del chipset B350.

Cómo quieres que luzca es tu decisión, probamos con varios tipos de iluminación. Es una prestación extra que suma bastante a la hora de presumir la PC al resto de los mortales.

Pruebas de rendimiento

Pues bien, la inclusión de un procesador de la talla del Ryzen 5 2600X eleva la performance a la máxima expresión sobre la plataforma B350 de AMD. Anteriormente con una Ryzen 3 1300X, que tranquilamente podría formar parte, cosechamos 4316 puntos en el PCMark 10, es clara la diferencia ¿verdad?

En este caso el puntaje sintético supera los 7000 puntos confirmando que es una placa base preparada para la segunda generación de Ryzen y muy competitivo en relación a la competencia azul.

Llega el turno de la aplicación sintética 3DMark Fire Strike con la tarjeta GeForce GTX 1070 con un resultado más que bienvenido ya que araña casi los 14900 puntos. Indudablemente ASUS ha preparado una placa base digna para Gaming y multimedia.

Pues bien, con 12 hilos de ejecución en cuanto al procesamiento de CPU, con el programa Cinebench el promedio en multi-tareas se ubica en los 14.12 puntos. DE esta forma confirma que la elección de un buen procesador es importante a la hora de armar una PC donde ASUS pone a punto cualquier pieza de hardware que se instale extra con el objetivo de brindar la mejor experiencia posible..

Para terminar, damos una mirada al comportamiento del sistema en el Passmark Performance Test 9 donde del procesador Ryzen 5 2600X y las memorias DDR4-3200 arrojan muy buenos resultados en comparación a otras plataformas que hemos probado. En definitiva si para esta placa base pensamos en agregar piezas competitivas, no se preocupen que las soportará con holgura.

Conclusión

Para el público de latinoamérica que busca una placa base gamer competitiva sin gastar demasiado puede mirar al modelo ROG STRIX B350-F GAMING que presenta cualidades atrayentes a lo largo y ancho del PCB junto a un diseño elegante y un toque de LED RGB como frutilla del postre. Sin dudas es una plataforma que exprime muy bien los componentes ofreciendo las últimas tecnologías del mercado soportando incluso la segunda generación de Ryzen, para aquellos interesados.

Resulta muy estable y eficiente, con un UEFI Bios completo al igual que su panel trasero que ofrece dos salidas de video en caso de elegir un procesador con Radeon Vega integrado. También puedes ir más allá con el soporte de CrossfireX (los primeros dos PCIe reforzados en acero por si las placas son pesadas) e instalar memorias de altas velocidades de hasta 3200 MHz y capacidad máxima de 64GB.

ASUS ha tomado la plataforma AMD B350 y rediseñada para conformar un producto Gamer con alta fidelidad en audio, Gigabit LAN de Intel, soporte del conector M.2 y refrigeración pasiva de vanguardia. Tiene todos los condimentos para ser confiable y seguro, proporcionando las bases suficientes para exprimir la arquitectura de AMD a un costo accesible.

Lo bueno

  • Diseño y calidad de componentes.
  • Soporte de AuraSync RGB.
  • Panel trasero completo.
  • UEFI Bios estable.

Lo malo

  • No hay para destacar.

Deja volar tu imaginación ¡Exprésate!

E-mail is already registered on the site. Please use the Login form or enter another.

You entered an incorrect username or password

Sorry that something went wrong, repeat again!