portada-hard

Nos toca analizar una placa de video de interesantes prestaciones con una refrigeración avanzada y un rendimiento orientado a satisfacer la necesidades de una gamer que no quiere gastar demasiado.

Fabricante ASUS
Especificaciones: AMD Radeon R7 260X; GDDR5 2GB; GPU: 1188 MHz
Puntos Fuertes Puntos Débiles
DIGI+ VRM con 6 fases, capacidad de OC, refrigeración silenciosa DirectCU II, rendimiento muy bueno, varias salidas de video. Nada para destacar.

Placa de video:

La nueva serie de AMD Radeon está presenta en Tecnogaming, en esta ocasión de la mano de ASUS que nos trae su modelo orientado a satisfacer las necesidades de video tanto en juegos como multimedia. Resulta ideal para aquellos usuarios que buscan una alternativa económica pero a su vez potente para sostener y disfrutar de los últimos juegos en resolución 1080p. La tarjeta R7 260X de ASUS viene con overclock de fábrica y 2 GB de memoria GDDR5 acompañado por una guía rápida de instalación, puente para AMD Crossfire y un adaptador DVI-VGA en caso de utilizar un monitor con entrada VGA únicamente.

asus260x-03

Aquí tenemos a la placa de video en cuestión con unas dimensiones de 13 x 21,6 x 3,8 cm y una refrigeración Direct CU II avanzada que cubre todo el frente del PCB y aún más (noten que sobresale el disipador del PCB). Su diseño resulta característico de ASUS que busca integran los mejores componentes junto a altas frecuencias de trabajo y una eficiencia tanto de energía como de enfriamiento. Todos estos condimentos descritos en su conjunto logran formar un producto competitivo y atractivo destinado a competir a la GeForce GTX 750 Ti de NVIDIA.

Como hemos mencionado, la tarjeta contiene la solución de refrigeración DirectCU II que básicamente propone mejorar 6 veces el flujo de aire y reducir en un 20% las temperaturas en comparación al diseño de referencia que traen otras placas. Dispone de dos heatpipes de cobre que tienen contacto directo a la superficie del GPU sumado a un extenso radiador de aluminio y dos ventiladores de alta performance generando así una disipación más eficiente y rendidora. Contiene la tecnología DIGI+ VRM con 6 fases de poder (Super Alloy Power) lo cual mantiene estabilidad y aumenta la capacidad de overclock.

En términos generales provee un 8% de mejora en velocidades, por un lado el GPU se ubica en los 1188 MHz mientras que las memorias GDDR5 lo hacen a 1750 MHz. Claramente tenemos una opción contundente dispuesta a satisfacer principalmente al gamer.

En la otra cara del PCB figura la extensión del radiador y el sistema de sujeción que en su conjunto la placa de video no supera el kilo en peso. Se detecta en uno de los extremos el conector de alimentación de 6 pines dado que la ASUS R7 260X tiene un TDP de 115W.

asus260x-11

Además de la ranura de ventilación observamos las salidas de video: DVI x 2, un DisplaPort y un HDMI lo cual facilita la configuración de varias pantallas.

Características técnicas:

  • Motor Gráfico
    AMD Radeon R7 260X
  • Bus
    PCI Express 3.0
  • Memoria de Video
    GDDR5 2GB
  • Frecuencia del Reloj
    1188 MHz
  • Memory Clock
    7000 MHz ( 1750 MHz GDDR5 )
  • Interfaz de Memoria
    128-bit
  • Resolución
    DVI Max Resolution : 2560×1600
  • Interfaz
    DVI Output : Yes x 1 (DVI-I), Yes x 1 (DVI-D)
    HDMI Output : Yes x 1
    Display Port : Yes x 1 (Regular DP)
    HDCP Support : Yes

Para mayor información visita el sitio oficial de ASUS.

Plataforma de pruebas

 Componentes que acompañan al procesador:

  • Intel Core i5 3570K
  • Memorias Corsair Vengeance DDR3 1866 MHz 8GB kit (2x4GB).
  • Gigabyte Z77X-UD5H
  • Fuente Thermaltake Smart M1200W .
  • Disco WD Black de 640Gb.
  • Sistema operativo: Windows 8 Pro

Pruebas de rendimiento:

  • GPUz
  • 3DMark Vantage
  • 3DMark11
  • 3DMark (última edición)
  • Unigine Heaven 4.0
  • Unigine Valley
  • Lost Planet 2
  • Crysis 3
  • Borderlands 2
  • Max Payne 3
  • Assassin’s Creed IV: Black Flag
  • Temperaturas
  • Overclocking