A pocos días del lanzamiento oficial, se han filtrado documentos técnicos de AMD donde nos revelan algunos detalles respecto a la arquitectura de la GPU “Hawaii XT”, que potenciará a la Radeon R9 290X, el tope de gama de la nueva familia de tarjetas gráficas “Volcanic Islands”.

Hawaii arroja un tamaño del die de 438 mm2 (un 24 por ciento más grande que Tahiti), lo que da espacio para albergar 44 Compute Units (Unidades de cómputo – CUs) frente a las 32 de Tahiti, tanto el motor de geometría y el rasterizador han sido trasladados dentro del motor de los shaders, estando dotado de 8controladores de memoria de 64 bits (vs 6 de Tahiti), lo que da un total de una interfaz de memoria de 512 bits, siendo todo aderezado por 8 unidades ACE (Asynchronous Compute Engines), que es seis veces más de lo que integra Tahiti.

El conector CrossFire ha sido reemplazado por el CrossFire XDMA, mientras que entre los aceleradores multimedia VCE y el UVD nos encontramos con el nuevo DSP TrueAudio.

La AMD Radeon R9 290X puede procesar hasta un 90 por ciento más de geometrías respecto a la Radeon HD 7970 GHz Edition (4.000 millones de triángulos por segundo frente a los 2.100 de Tahiti). En lo que se refiere al rendimiento de las operaciones de coma flotante por segundo, la Radeon R9 290X alcanza los 5.6 TFLOPS, un 30 por ciento superior a Tahiti (4.3 TFLOPS). Gracias a una mayor cantidad de Texture Mapping Units y Raster Operatons Units (TMUs y ROPs) tenemos entre un 30 y 90 por ciento de incremento en las tasas de texturas y píxeles de forma respectiva (176 Gtexels/s y 64 Gpixels/s).

Ya el resto lo conocemos, la GPU Hawaii ofrece 2816 Stream Processors (SPs), 176 MUs (44 x 4), 64 ROPs y la interfaz de memoria de 512 Bits.

Ahora solo queda esperar al lanzamiento de la AMD Radeon R9 290X, el cual tendría lugar la próxima semana.

Fuente: Videocardz