Siguen apareciendo resultados de la AMD Radeon R9 290X, con una pequeña excepción, nos encontramos con los primeros datos de rendimiento en CrossFire (2x Radeon R9 290X), el cual deja muy buen sabor de boca.

Algo destacable en la nueva generación de gráficas es que ya no se hace uso del puente CrossFire para operar en una configuración Multi-GPU, algo que restringía su rendimiento. En su lugar sólo se requerirá el número necesario de ranuras PCI-Express dependiendo de cuantas tarjetas gráficas vayamos a usar.

Este nuevo método trae unas mejoras considerables de rendimiento, prácticamente duplicando su rendimiento, siendo, en el peor de los casos, 1.83 veces más potente, por lo que por fin comienza a pulirse este tipo de configuraciones que a día de hoy generan un aumento del consumo energético en un 100 por ciento, pero su rendimiento medio, no solía ir más allá de un 50 por ciento, por lo que tener ahora, como mínimo, un 80 por ciento de rendimiento adicional, vuelve a posicionar a estas configuraciones como las más deseadas por los gamers más exigentes.

También se desveló un nuevo modo de rendimiento para la AMD Radeon R9 290X, la cual pudimos ver en “Modo Reposo”, el cual se denomina “modo Uber“, arrojando un poco más o un poco menos de rendimiento dependiendo del juego, desconociendo si será este su rendimiento real o de un nuevo modo de ahorro energético algo menos restrictivo que el de Reposo.

Fuente: Videocardz