Varias veces les hemos mostrado la importancia del microprocesador a la hora de jugar.  Ahora los chicos de Anantech nos llega una interesante review de la que podemos extraer algunas conclusiones muy interesantes al respecto. Para ello han testeado configuraciones desde una a cuatro tarjetas AMD Radeon HD 7970 “Tahiti XT” en procesadores Intel (775/1155/2011) y AMD (FM1, FM2, AM3+), aunque las pruebas deQuad-CrossFireX solo se han podido realizar en equipos Intel, ya que no existen placas AMD compatibles.

Intel-cpus-portada

De los juegos probados, Sleeping Dogs es el más moderno y con mejores gráficos, por lo que es la opción elegida para ver cómo se comportan los distintos procesadores en las distintas configuraciones gráficas.

La primera gran conclusión que podemos sacar es que para cualquier gráfica con una potencia igual o inferior a una AMD Radeon HD 7970 es suficiente con cualquier procesador medianamente moderno, ya que los en modelos relativamente antiguos como los Intel E6700 y E6400 es donde se muestra un ligero cuello de botella.

Si analizamos los datos obtenidos para configuraciones 2x Radeon HD 7970, comprobamos como los procesadores anteriormente listados no solo no mejoran el rendimiento, sino que incluso lo empeoran por pura saturación. Se une a la lista de los procesadores que generan cuello de botella el AMD Phenom II X2 555 BE, algo de esperar para un procesador de gama “baja”. Quitando dichos procesadores que son realmente poco útiles en dicha configuración gráfica, solo los modelos i3-3225 y A6-3650 generan un ligero cuello de botella, siendo prácticamente despreciable en el resto de procesadores.

Pasamos a configuraciones 3x Radeon HD 7970 para comprobar como los procesadores Intel i7 son los únicos que mantienen el tipo, aunque el FX-8350 los sigue de cerca. Por desgracia, no han mostrado como se comportan los procesadores Intel i5 con 3 gráficas, un dato relevante que no tendremos. Por debajo de estos procesadores ya estamos perdiendo potencia gráfica de forma notable, aunque a (casi) nadie se le ocurriría gastar más de 900€ en gráficas y menos de 200€ en un procesador, ¿o si?

Por último, las configuraciones 4x Radeon HD 7970 solo son posibles bajo procesadores Intel, viendo como el i7-3960X (LGA 2011) pierde ligeramente frente a sus hermanos “menores” para socket LGA 1155.

Cada uno puede sacar sus propias conclusiones al respecto, pero lo que queda muy claro es que los juegos utilizan básicamente la potencia gráfica y muy por detrás la potencia de cálculo del procesador, por lo que la inversión más grande debe ser en la primera, y nunca al revés (en un equipo gaming).

Fuente: Anandtech