Plataforma:Periférico PC / Puerto USB
Especificaciones: DPI 8200 – Report Rate 1000/500/250/125hz programable – 15 botones
Lo buenoLo malo
Presenta cualidades estupendas de construcciónCuesta adaptarse al principio si tenemos manos grandes.

Introducción:

Desde 1994 Corsair  se dedica a la creación de componentes de alta calidad y rendimiento para el sector de Gaming/Hardware con especialidad en memorias y fuentes de alimentación como así también en periféricos como en este caso, el Vengeance M95 que viene a cubrir un nicho importante de gran crecimiento en el mercado de videojuegos.  Con el aumento de competitividad de títulos MMO y RTS se ha vuelto esencial disponer de periféricos acordes que aprovechan la destreza del jugador en todo su esplendor por lo cual disponer de un ratón de altas características con los botones suficientes pueden ayudar de manera formidable el desempeño en el juego. Para ello en esta oportunidad el Vengeance M95 se encuentra diseñado para cumplir dichas expectativas que podemos apreciar a primera vista en la portada del producto donde se indican algunas características tales como su tecnología laser, su alto DPI, su diseño ergonómico, su tiempo de respuesta, entre otras cosas.

Procedemos a curiosear el contenido del mismo donde encontramos un pequeño manual con indicaciones y su garantía de dos años. Ya se deja ver el imponente ratón que lucen sencillamente impecable con un “look” elegante, sencillo y a su vez atractivo.

El producto viene en dos colores: blanco y negro. En este caso presentamos el color más oscuro siendo más armonioso visualmente con el resto de nuestro sistema. Su cable compatible con el puerto USB es flexible, resistente y bastante largo para lograr la distancia apropiada a la PC. Llama la atención la forma del ratón que contiene un armazón de aluminio que permite que sea ligero para maniobrar y muy suave para tocar dando lugar a un dispositivo sumamente cómodo que nos ayudará a concentrarnos en el juego ya que se volverá directamente una extensión de nuestra mano.

La cantidad de botones en verdad para el aplauso, contamos con un total de 15 botones configurables de alta resistencia (aguantan todos los clicks que quieras) muy bien posicionados para que podamos manipular gran cantidad de acciones cuando estamos jugando a un MMO o RTS donde se requiere ejecutar múltiples comandos en un solo momento. Incluso podemos configurarlos a nuestro antojo y también guardar perfiles (de cada juego favorito) en su memoria integrada lo cual resulta una característica más que bienvenida para los gamers. Lamentablemente no es recomendable para zurdos.

Sin dudas Corsair propone un ratón de alto calibre y se nota a simple vista. Su  rueda de desplazamiento se encuentra fabricada de metal sólido con un revestimiento de goma (para mejor respuesta táctil) siendo una función necesaria al momento de seleccionar.

El Vengeance M95 tiene una alta sensibilidad con 8200 DPI lo cual permite obtener gran precisión y desempeño sobre cualquier superficie donde su tiempo de respuesta cambia según nuestra configuración que varía entre 1000 Hz, 500 Hz, 250 Hz o 125 Hz (1 ms, 2 ms, 4 ms o 8 ms). Con estas características tenemos un ratón realmente competitivo y rendidor donde la necesidad de desplazarse  y apretar botones es completamente fluido.

Aquí apreciamos la base del ratón con almohadillas en cada extremo que disminuyen la fricción con el objetivo de que el desplazamiento sea más suave y exacto. En el centro se ubica su sensor láser.

Corsair ha diseñado un producto de gran calidad destinado a satisfacer los pedidos del gamer entusiasta para sus juegos favoritos con un tremendo sensor y tiempos de respuesta excelentes que sumando su abultada cantidad de botones tenemos un periférico que transforma nuestra experiencia de juego a un nivel superior.

Especificaciones Técnicas:

  • Garantía: Dos años
  • DPI8200
  • Report Rate1000Hz/500Hz/250Hz/125Hz
  • Programmable Buttons15
Para mayor información visita el sitio oficial de Corsair.

1
2
Fundador, sysadmin y diseñador de TecnoGaming como así también su propia empresa de hosting. Auto-didacta y con mucha pasión por los videojuegos ama tanto la tecnología como la naturaleza. Vive en su casa de campo en Merlo, San Luis.