AMD ha anunciado sus nuevos APU o System-on-Chip (SoC), AMD G-series (Kabini), las cuales a diferencia de los APU de escritorio, están enfocados netamente para el segmento industrial, es decir, fuera del mercado de los computadores personales, manteniendo las mismas características de estas últimas y agregando otras mejoras, como ECC para el controlador de memoria.

El SoC AMD Kabini

AMD promueve que los SoC son el paso evolutivo de sus productos APU estrenados en el 2011, los que gracias en los avances en diseño de arquitectura, integración y proceso de manufactura han hecho posible combinar casi la totalidad de unidades de cálculo requeridas para conformar un equipo (sistema) en un único chip altamente integrado.

El SoC AMD Kabini está compuesto por cuatro núcleos x86 basados en la micro-arquitectura de bajo consumoJaguar, un GPU Graphics Core Next con 128 shader processors, la unidad de encoding de videos por hardware AMD VCE (Video Codec Engine) 2.0, un controlador de memoria DDR3-1600/L unificado con corrección de errores (ECC), un controlador PCI Express 2.0 y un chipset (FCH, el que a su vez integra un controlador USB 3.0/2.0, un controlador SATA 6/3Gb/s, SD Reader 3.0, y LPC/SPI), todo integrado en una única pieza de silicio fabricada a 28nm de la que AMD se vanagloria afirmando que es el primer SoC x86 cuádruple núcleo de la industria.

Podríamos considerar a Kabini el sucesor de Brazos 2.0, al que supera considerablemente ofreciendo una mejorada arquitectura CPU (Jaguar) y GPU (Graphics Core Next), un controlador de memoria más robusto, un diseño altamente integrado y todo ello sin superar su nivel de consumo (Kabini tiene un TDP de entre 9 a 25W según el modelo).

Variantes del multifacético SoC AMD Kabini

Kabini es el primer SoC fabricado por AMD, con el que pretende re-definir esta sigla comúnmente conocida como System on Chip (sistema en un único chip) a Server on Chip (servidor en un único chip), definiciones que serán usadas dependiendo al segmento al que apunten los distintos productos de AMD basados en el SoC Kabini entre los que tenemos:

  • SoCs GX Series “Kabini-G” para el segmento industrial.
  • SoCs Opteron “Kyoto” para micro-servidores.
  • SoCs FirePro “Kabini-GL” para estaciones de trabajo portátiles (notebooks).
  • SoCs A Series “Kabini-SV/LV/ULV” para notebooks, ultrathins y PCs de tamaño muy reducido.

De entre estas variantes, los primeros en llegar son los SOC AMD GX Series, los que serán seguidos por el resto de sus variantes las que llegaran en las  próximas semanas (o meses).

Los SoC AMD GX Series

Constituyen la primera variante de Kabini en hacer su aparición en el mercado, y están dirigidos al segmento industrial. Junto a Kabini-GL y Kyoto serán las únicas variantes en traer activa la corrección de errores en su controlador de memoria, lo que convierte a estos APUs en una atractiva opción para múltiples tareas de misión crítica como: thin clients, tableros industriales, automotiz, vigilancia, kioskos inteligentes, casino, terminales de juegos, lotería, Smart/IP TV, set-top boxes, control industrial, entre otras muchas posibilidades, las que podemos apreciar en el siguiente video:

 AMD: SOCs integrados de la serie G: Evolución

 

A continuación una tabla con los primeros 5 SoCs AMD G SeriesX lanzados por AMD:

¿Qué viene después de Kabini?

AMD promete que Kabini será sólo el primero de su nueva línea de SoCs, entre los que tenemos a Temash, el cual será una variante algo menos ambiciosa de Kabini (quizá con gráficos GCN con 64 shader processors) enfocada al segmento de las tablets y dispositivos portátiles de bajo consumo; pero la nueva línea de SoCs de AMD no estará atada únicamente a x86, pues también se esperan los SoC AMD GA Series, de características muy similares a Temash, pero basados en ARM, ofreciendo TDPs inferiores a los 3W.

Más distante aún tenemos al futuro SoC Beema, el cual será el sucesor de Kabini, del cual de momento sabemos que estará basado en la micro-arquitectura Jaguar+ y tendrá un IGP basado en GCN 1.1 “Sea Islands”.

Conclusiones

Los SoC AMD por fin hacen su aparición y prometen llevar a x86 y ARM a múltiples mercados en los que AMD tiene la esperanza de que representen más de la mitad de sus ingresos en los próximos años. Por lo que las expectativas que tenemos de ellos son grandes, aunque aún queda por verse si en realidad consiguen superar el éxito de los APU, los que continuaran evolucionando paralelamente a los recién estrenados SoC de AMD.

Fuente: Planet 3DNow! Chw