Bueno, cualquier teléfono de gama media o alta puede emular perfectamente esos antiguos juegos de SNES, Gameboy, o incluso Nintendo 64. Como es de esperar, OUYA también podrá hacerlo gracias al chip Tegra 3 que tendrá adentro. ¿Pero qué pasa en el marco legal? Los creadores lo tienen claro.

Desde el primer día de lanzamiento OUYA será lanzado con emuladores para las diferentes consolas de Nintendo ya fuera de circulación, como NES (Famicom dijo el hipster), Super Nintendo y Nintendo 64; EMUya, SuperGNES y Mupen64Plus, respectivamente.

Algunas de estas aplicaciones estarán gratis, otras estarán costando algunos dólares por el esfuerzo – que no es menor – pero todas ellas no vendrán con ningún juego. En otras palabras, quienes deseen colocar sus títulos en ROM en su consola deberán hacerlo por sus propios medios, y con el permiso pertinente.

No sé muy bien qué podría significar para Nintendo, siendo que tienen Virtual Console para Wii U con una gran variedad, pero no pueden competir directamente con el poder de la Internet. Además, OUYA cuesta apenas 100 guachintongs, menos de la mitad que su últimas consola.

Fuente: Kotaku

Comentarios

Se el primero en comentar !

Notificar de
avatar
wpDiscuz